domingo, 18 de mayo de 2008

Los ocho requisitos para la practica interna


  • Cuando la mente esta quieta, el espiritu esta tranquilo.
  • Cuando el espiritu está tranquilo, el corazón está en paz.
  • Cuando el corazón está en paz, todo se siente lleno y en quietud.
  • Cuando hay plenitud y quietud, nada puede distraerte.
  • Cuando nada puede distraerte, la energía puede circular.
  • Cuando la energía puede circular, nos podemos olvidar de las apariencias.
  • Cuando podemos olvidar las apariencias, descubrimos la comprensión clara.
  • Cuando descubrimos la compresión clara, el espiritu y la energía pueden unirse, y los diez mil seres pueden encontrar su raiz.

1 comentario:

Alberto Panizo Pragitam dijo...

Te mando una perla :cuando quiero una cosa de verdad, el universo esta conmigo.
Y otra: Cuando mi corazón disfruta es verdad.

De Albert a Albert
PRAGITAM